Archivos Mensuales: abril 2012

Echoes, en Pompeya

Esta es una historia que mezcla tres de mis grandes pasiones: Música, Arqueología y Fotografía. Todo empezó en los últimos años del instituto. Mi padre nos hablaba de una película que había visto en su juventud. Pink Floyd Live at Pompeii. Nos contaba algunas cosas increíbles de aquel concierto que los Pink Floyd dieron a puerta cerrada en el anfiteatro de Pompeya. Lee el resto de esta entrada

Rumbo al sur: Mi camino hacia Pompeya. Día 5

Dia 5

Hoy ha sido un dia larguísimo y lleno de sorpresas. Por la mañana me he despertado a las 7 y he visto el amanecer sobre el Golfo de Nápoles. El tiempo parecía mejor que el de ayer, así que he vuelto a la cama hasta las 8:30.

Cuando nos hemos levantado el tiempo parecía muy cambiante, así que hemos decidido dejar el hotel lo antes posible y encaminarnos por segunda vez hacia Pompeya.

Nada más llegar, y después de convencer a la taquillera para que dejase también entrar gratis a Álvaro ha empezado la tormenta. Daba igual. Ni siquiera el diluvio universal podría joderme mi primera visita a Pompeya, que se ha hecho esperar más de cuatro años después de todos los intentos fallidos de visitarla que he tenido por diversos factores.

Lee el resto de esta entrada

Rumbo al sur: Mi camino hacia Pompeya. Dia 4

Día 4

Mi gozo en un pozo. Esta mañana el tiempo estaba realmente malo. Cuando ha amanecido ha empezado a llover muy fuerte. Tanto que nos ha costado hasta levantarnos de la cama, aunque el fallido intento por parte de una mujer de abrir nuestra habitación porque se había confundido ha hecho que me levante.

Hemos ido hasta Pompeya. Durante el camino ha empezado a llover cada vez más fuerte. Parecía una tormenta tropical. La práctica ausencia de sistemas de cañerías en las ciudades de esta costa no ha hecho más que empeorar las cosas. Las carreteras parecían lagos. Ha habido momentos en que incluso las ruedas de los coches estaban completamente sumergidas bajo las aguas torrenciales. Lee el resto de esta entrada

Rumbo al sur: Mi camino hacia Pompeya. Día 3

Dia 3

Estoy intentando recordar todo lo que hemos hecho hoy. Parece que ha pasado una semana desde que salimos esta misma mañana del hotel en Herculano.

El día ha amanecido más o menos bueno, así que hemos aprovechado la luz para subir antes de nada a ver el cráter del Vesuvio. Al llegar nos han cobrado 2,50€ de parking, más 8€ de entrada para poder subir al cono principal. Un precio que sería muy digno si por lo menos nos hubiesen dado una guía del parque nacional y nos hubiesen subido encima de una vaca unos sherpas, pero no hay que olvidar que esto no es el Himalaya sino Nápoles.

El cráter es algo espectacular. En el fondo no tiene nada, pero se siente su fuerza sobretodo cuando te acercas a las fumarolas que desprenden gases calientes y un ligero olor a azufre. Hemos hecho muy buenas fotos desde allí, a pesar de que en algunos momentos las nubes nos han cubierto casi completamente la vista. Las vistas desde allí son espectaculares.

A media mañana hemos terminado nuestra visita al volcán, y desde allí hemos bajado a Ercolano. Hemos dejado el coche en el parking de las excavaciones. 2€ la hora. Hemos pagado un par de horas y lo hemos tenido cuatro. Es algo así como el pago de una voluntad porque nadie vigila que tengas el ticket del aparcamiento. Lee el resto de esta entrada

Rumbo al sur: Mi camino hacia Pompeya. Dias 1 y 2

Día 1

Ayer comencé mi viaje. Bajé desde Florencia hasta Roma en coche acompañado por mi colega y amiga la doctoranda Sara Lenzi, que hace una tesis sobre la policromía en la Antigüedad. Habíamos quedado con Chiara Leporati, otra amiga arqueóloga en el Istituto Archeologico Germanico, pero por falta de tiempo no pude ir hasta allí. A las dos llegué a la facultad de letras de la Universidad de Roma 3, donde mi gran amigo, Luca Desibio defendió su tesis de fin de carrera y recibió la distinción de Cum Laude.

Desde allí tuve que atravesar Roma entera para llegar a la British School, donde había quedado con la profesora Amanda Claridge, con la que intento empezar la cotutela de mi tesis doctoral con el Royal Holloway College de la Universidad de Londres. Al poco tiempo llegó Paolo Liverani, el director de mi tesis en la Universidad de Florencia y me presentaron al director de la British School of Rome que muy amablemente se ofreció a ayudarme con el tema de la cotutela con Londres. Lee el resto de esta entrada

A %d blogueros les gusta esto: